31/8/10

La casa en Binningen, fue construida para ser una casa para el arte. Esto se refleja en el patrón de tráfico, así como en la secuencia y el tamaño de las salas principales, la posición y el acabado de las ventanas así como el estilo conservador de materialización.


A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

La planta baja, da la impresión de que ha existido desde el comienzo de los tiempos. Consta de un piso de arcilla, hecho por Martin Rauch. Es de color miel y posee un tacto aterciopelado a pesar de su dureza. El piso lleva a los visitantes a partir de la entrada a través del corredor hacia el hall de entrada, en donde se encuentran grandes fotografías de artistas contemporáneos baste raras. Este piso arcaico contrasta fuertemente con los esbeltos y precisos marcos de aluminio, puertas de vidrio corredizas que restringen el paso de la sala a la sala de estar, a la apertura hacia el jardín. Aquí es donde la interpenetración de las cubiertas al aire libre es más fuerte.

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

La planta baja se deriva de la secuencia de espacios perfectamente adecuados para la visualización de las obras de arte. Las habitaciones difieren en altura e iluminación. Las ventanas se colocan con cuidado, respetando la calidad de la luz del día, mientras que la ventana de la sala ofrece una sorprendente vista de la lejana ciudad de Basilea.

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

En la parte de atrás la piscina se convierte en un objeto establecido en el jardín, rodeado de un piso color naranja que contrasta fuertemente con la vegetación del jardín.
La composición equilibrada evoca el trabajo de Alvaro Siza y debido a su sala central se puede recordar a Le Corbusier en Villa La Roche. La casa en Binningen no se limita a proporcionar un fondo neutro para el arte. Toma parte activa, incluyendo a los residentes e invitados en este dialogo de arte.

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors
Ubicacion: Binningen, Suiza
Año Proyecto: 2008
Colaboradores: Barbara Andres, Roger Braccini
Ingeniro Estructural: Walther Mory Maier, Basel

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors

A-house-for-Art, Luca-Selva-Architects, Design, House, Interiors
FUENTE: TECNO HOMES

0 comentarios:

Publicar un comentario